Bebé de pecho, todo el día en brazos

24 Oct

Una de las actitudes que más nos ponen en duda de la efectividad de nuestra lactancia es la cantidad de veces que un niño de pecho pide de comer. Un niño que toma pecho puede pedir comer constantemente, se puede llevar comiendo bastante tiempo y cuando por fin se queda dormido lo dejas y se despierta al momento. Toda estas circunstancias hace dudar a la madre de que el niño esté haciendo unas tomas efectivas.

En este aspecto hay que valorar varias cosas, estamos acostumbrados, por culpa de la cultura del biberón, a que los bebés tienen que comer cada 3 horas y el resto estar totalmente tranquilitos sin contacto, se vayan a acostumbrar a los brazos, cosa totalmente errónea. Los bebés necesitan un contacto con alguien, necesitan sentirse seguros, necesitan saber que su supervivencia esta garantizada, por ello piden tanto contacto, tanto brazos, en muchas ocasiones lo único que quieren es el pecho de mamá, pero si somos objetivos, la teta es lo único que conocen, lo único que le hacen sentir seguros y es algo totalmente normal y natural, el contacto con mamá los hace sentir seguros.
La leche artificial se estipula que tarda ne hacer la digestión unas 3 horas,por ello se introdujo la idea de que los bebés tenían que comer cada tres horas. Pero la leche materna se digiere mas fácilmente por ello esa regla no es válida. Permanece menos tiempo en el estomago. Ademas tampoco sabemos la cantidad de leche que ha tomado, por tanto hay que seguir la demanda del niño y darle pecho aunque sólo haya pasado 10 minutos.

Existe dos tipos de succión, la nutritiva que es cuando el bebé esta tomando la leche necesaria,es una succión activa. Y la succión no nutritiva, en esta forma de succionar el bebé apenas toma leche, es una succión más pasiva y en muchas ocasiones pensamos (nos dicen) “te está utilizando de chupo”. Esa succión no nutritiva es muy importante para la producción de leche, permite mayores niveles de prolactina y una producción de leche que se adapta a la demanda del bebé. Por este motivo el bebé necesita estar cerca del pecho, la naturaleza lo ha hecho así.

Sé que puede ser agobiante, que hace dudar que no tienes tiempo ni de ducharte, pero piensalo «qué otra cosa mejor tiene que hacer que mirar a tu bebé al pecho» crecen pronto, más rápido de lo que somos capaces de darnos cuenta. Disfruta, le das a tu bebé lo mejor de ti.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: